Curruhue:

Desde la ciudad de Junín de los Andes, se accede tomando la RN40 hacia el sur, hasta conectar con la RP62. Continuando el camino se atraviesa arroyitos de montaña hasta el ingreso al Parque Nacional Lanín, donde encontrará previamente un puesto de Gendarmería Nacional y a continuación la seccional del guardaparque.

Lago Curruhué Chico:
El lago Curruhué Chico, en realidad, se trata de un espejo de agua generado a partir de la acumulación de materiales sedimentarios que, en tiempos geológicos relativamente recientes, dividiera en dos al antiguo lago de origen glaciario.

De difícil acceso y rodeado de juncos, es el primero de un interesante encadenamiento de muestras del accionar volcánico en la región.

Dispone de un estratégico mirador, ideal para la observación de gran cantidad de avifauna acuática que tiene allí su hábitat.

Lago Curruhué Grande:
Siguiendo el circuito, a continuación aparece el lago Curruhué Grande.

De origen glaciario, como todos los espejos de agua del Parque Nacional Lanín, se extiende en un cerrado valle cordillerano, encajonado entre altas montañas y ofreciendo puntos panorámicos de privilegio.

Un amplio mirador permite una hermosa vista de todo el paisaje. El lago tiene una espléndida playa de arena en su cabecera, con un sector de camping.

La abundante vegetación que lo rodea, favorecida por el abundante régimen de lluvias que caracteriza al área, muestra además un interesante bosque puro de araucarias, ubicado a la vera del camino principal. De gran porte y ubicadas fuera del área de dispersión habitual, un camino permite recorrerlas y apreciar su milenaria conformación natural.

 

El Escorial
El próximo atractivo del circuito es toda una apelación a los sentidos. Estará Usted atravesando a la mejor y más reciente muestra de actividad volcánica en la región: un río de lava solidificada de 7,5 kilómetros de longitud, en pleno proceso de colonización vegetal, que desemboca en las aguas del lago Epulafquen. Originada tras la erupción del volcán Achén Ñiyeu, hace apenas cuatrocientos años, esta notable muestra del poder de la Naturaleza puede comprenderse mejor siguiendo el rastro del fuego que bajó de la montaña, sobre la ladera del volcán ubicado a la izquierda. El lento proceso colonizador de pequeños arbolitos que brotan de la roca otorga al paisaje una característica única.

Un sendero peatonal que desciende hasta la angostura del lago y su unión de con el lago Huechulafquen, permite recorrerlo y apreciarlo en toda su dimensión.

Unos metros mas adelante en el trayecto, aparecen a la izquierda las lagunas Verde y Del Toro, dos espejos de agua temporales, generados a partir de la acumulación de material volcánico. Vale la pena detenerse a apreciar la particular conformación de su lecho,con paredes grises y porosas de lava solidificada.

Lahuen-co, Termas de Epulafquen (también con acceso terrestre/lacustre por Zona Lanín Tromen)
El circuito culmina con una fabulosa muestra del termalismo al llegar a Lahuen-co Termas de Epulafquen, un lugar privilegiado por su entorno natural.

Se puede acceder a visitar fuentes naturales termales y recorrer en un sendero temático alrededor de 20 pozos naturales de probadas cualidades distribuidos entre un denso sotobosque de cañas colihue, enmarcados por una belleza agreste incomparable. 

Parque Nacional Lanín: 

Intendencia: Perito Moreno y Elordi, San Martín de los Andes CP: 8370. Tel: (02972) - 427233 

Centro de Visitantes: Emilio Frey 749, San Martín de los Andes CP:8370. Tel: (02972) 420664

Delegación Junín de los Andes: Padre Milanesio 570, Junín de los Andes CP: 8371. Tel: (02972) 492748

Delegación Aluminé: La Pasto Verde 102 Aluminé CP: 8353. Tel: (02942) 496599

  • Facebook Social Icon
  • Twitter Social Icon
  • YouTube Social  Icon
  • Instagram Social Icon

Contacto: